Tres Buenos Hábitos para el Cuidado Dental

Miércoles, 17 Septiembre   

La semana pasada expliqué la importancia del cuidado dental de tus hijos. Empezar a enseñarles cómo cuidar sus dientes a edad temprana hace que desarrollen buenos hábitos como adultos. El cuidado dental en este país es costoso y lo mejor de desarrollar estos buenos hábitos dentales es que se pueden hacer en el hogar y gratis.

Ken Markel, dentista pediatra radicado en Nueva York, señala que el primer gran paso para una buena salud dental es el crear una dieta apropiada para el niño y que no coman demasiados dulces. Otra cosa que los padres pueden hacer es asegurar que los niños, incluso los bebés, no tomen leche o jugo en la noche, después de cepillarse los dientes. La leche contiene lactosa y el jugo, fructosa, dos tipos de azúcar. Markel dice que la última mamila en la noche debe ser de agua.

Mientras el niño crece, los padres deben supervisar la cantidad de caramelos que comen. Los padres pueden ayudar al niño a escoger buenas opciones para su dieta.

El segundo paso para el cuidado médico en la casa es que los padres ayuden a sus hijos a limpiarse sus dientes. Los niños deben cepillarse los dientes dos veces al día. Markel recomienda que el niño limpie sus dientes para desarrollar el hábito, pero después los padres deberán revisar esta limpieza y hacer una segunda de ser necesario. Los padres deben hacer esto hasta que el niño tenga siete u ocho años.